Telstar 18: de satélite a la nueva pelota del Mundial de Rusia

¿Es tan inestable en su vuelo como la Jabulani de 2010 o se parece más a la Brazuca de 2014? ¿tiene un chip? Escuchalo en Parábola Perfecta

18 Jun 2018  •  18:46

18 de junio de 2018
Actualizado: 18:46h

Versión para imprimir

El viaje de una pelota hacia el arco parece algo muy natural en el fútbol. Y lo es. Para poder pensar las cosas que influyen en ese viaje de la pelota es que los científicos empiezan a hacer recortes de la realidad.

Y ahí es que el remate de tiro libre de Cristiano Ronaldo pasa a ser un “cuerpo con rugosidad viajando a través de un un fluído (¡en este caso el aire!) donde empiezan a aparecer fuerzas” que gobiernan la suerte del portugués. Esos recortes de la realidad, ese fanatismo por la abstracción pensará alguno, es lo que nos permitió (y permite) pensar el mundo que nos rodea. La ciencia misma.

Así aparece la fuerza de arrastre y el efecto Magnus. Por suerte está el equipo inquieto de Parábola Perfecta* para explicarnos por donde va la cosa.

Telstar fue un satélite. Bah, sigue siendo un satélite que aún está en órbita a pesar que duró poco en funcionamiento. Fueron los estadounidenses empujados por la carrera armamentística y el exitoso Sputnik soviético que lo enviaron a dar vueltas. Eso lo cuenta Martín Monteiro, invitado especial para este episodio. Inspirados en la forma y colores del satélite fue creada la pelota del Mundial de México 1970. En Rusia, hay un homenaje (más pixelado para darle un toque moderno) a aquella vieja pelota que por primera vez tuvo dos colores ya que iba a ser la primera transmisión en vivo en la historia de los mundiales.

Escuchá los detalles de la nueva Telstar 18. Su comparación con la Jabulani y la Brazuca. ¿El chip que tiene sirve para algo?

Incluso el análisis de aquel gol de Asamoah Gyan desde muy lejos que nos puso 1 a 0 abajo contra Ghana en 2010. Tal vez puedas perdonar un poco a Muslera con la explicación de Ernesto. Ah… otro dato interesante para la rueda de amigos: no da lo mismo poner la Telstar 18 con el dibujo de la copa vertical que si la colocamos a 45 grados. Increíble pero cierto.

Pensarás que esto de la rugosidad, el coeficiente de arrastre, los fluídos y el efecto Magnus es cosa de científicos. Puede ser. Lo que apostamos en Parábola Perfecta es a entender que tanto el público como los jugadores deben opinar acerca de estos aspectos. ¿Qué pelota queremos? Luego la técnica la llevará adelante, pero la pelota es cosa de todos.

*Parábola Perfecta es un espacio que surgió en 2014 con el apoyo de la Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII) y cuenta con la participación de Ernesto Blanco, Gustavo Grinspan, Washington Jones y Felipe Garay.

Foto Adhoc/Javier Calvelo

¿Ve algún error en este artículo? Coméntenos aquí

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más noticias