Migrantes sufren actitudes discriminatorias, según investigación

El 2018 fue el décimo año consecutivo con más inmigrantes que emigrantes

15 May 2019  •  11:12

15 de mayo de 2019
Actualizado: 11:12h

Versión para imprimir

El origen mayoritario de los migrantes que llegaron el año pasado a Uruguay, cambiando la tendencia histórica, no son de países limítrofes sino de Venezuela y Cuba, dijo en Puntos de vista la integrante del Departamento de Trabajo Social de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de la República Silvia Rivero. “Plantean con bastante fuerza el tema de la discriminación, que se manifiesta en las relaciones cotidianas”, dijo repasando uno de los datos que surgieron en la investigación Migrantes en Uruguay: perspectiva de la Udelar.

El 2018 fue el décimo año consecutivo en el que la cantidad inmigrantes superó a la de emigrantes, confirmó Rivero. Entre quienes llegaron hay una leve mayoría de mujeres, señaló y agregó que promedialmente son personas con buen nivel formativo.

Otros de los problemas críticos para quienes llegan a Uruguay es el de la vivienda porque no cuentan con el respaldo para alquilar, comentó la investigadora. No tienen antigüedad laboral, no han generado redes, no se han asentado, apuntó. “En general están en pensiones, en malas condiciones”, dijo.

Son mayoritariamente migrantes económicos, señaló y acotó que hay casos en que el límite entre migrante económico y refugiado es difuso porque hay quienes llegan huyendo de la violencia. Para Uruguay la ola que se viene dando “es un sacudón porque veníamos con un atraso en el tratamiento de la migración”, afirmó Rivero.

Entrevista a Silvia Rivero

 

¿Ve algún error en este artículo? Coméntenos aquí

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más noticias