Lacalle Pou 8% arriba, según Factum

Análisis del director de Factum, Eduardo Bottinelli

20 Nov 2019  •  09:34

20 de noviembre de 2019
Actualizado: 09:34h

Versión para imprimir

Según la encuesta nacional Factum realizada entre el 15 y el 17 de noviembre de 2019, el Partido Nacional (PN) recoge una intención de voto del 51% y el Frente Amplio (FA) del 43%, en tanto, un 6% votaría en blanco o anulado, repasó en Puntos de vista el director de la consultora, Eduardo Bottinelli.

En el rango de estimación de votos, el 50% de los que dicen votar a la fórmula nacionalista tiene un nivel de decisión fuerte y un 1% débil. y, entre quienes dicen votar a la fórmula frenteamplista, un 42% tiene una intención fuerte y el 1% débil. Los que votarían en blanco o anulado, el 2% tiene una decisión de voto firme y el 4% débil.

Tomando en cuenta del margen de error de la encuesta, de +-3,1%, la fórmula integrada por Luis Lacalle Pou – Beatriz Argimón podría tener un piso de 48% y un techo de 54%; la fórmula de Daniel Martínez – Graciela Villar un mínimo de 40% y un máximo de 46%; y los votos en blanco y anulados oscilarían entre el 5% y 7%.

El sociólogo aclaró que en el sondeo no usaron ponderación porque las variables les dieron bien como para no necesitar ese ajuste.

Mirando a octubre

De acuerdo al voto emitido en octubre, el 98% de quienes votaron al Frente Amplio votaría en el balotaje por Martínez – Villar y un 2% por Lacalle Pou – Argimón. Mientras que entre los votantes del Partido Nacional, el 99% se inclinaría por Lacalle Pou – Argimón y el 1% por Martínez – Villar.

En la elección de octubre se elige presidente pero fundamentalmente Parlamento, explicó Bottinelli y acotó que la elección de diputado departamental tiene mucho peso la hora de emitir el voto en esa instancia.

Respecto a los votantes del Partido Colorado, el 9% votaría a Martínez – Villar, el 83% a Lacalle Pou – Argimón y el 8% en blanco o anulado. El 84% de los que votaron a Cabildo Abierto en octubre se inclinarían por Lacalle Pou – Argimón y el 7% por Martínez – Villar y por el voto en blanco o anulado lo haría el 9%. Los votantes de otros partidos repartirían sus preferencias entreMartínez – Argimón 28%, Lacalle Pou – Argimón 30% y en blanco y anulado un 42%.

El director de Factum indicó que el oficialismo no logró atraer al mayor porcentaje dentro de los otros partidos.

 

Distribución geográfica

De acuerdo a la distribución geográfica del voto, el 52% de los montevideanos votaría por Martínez – Villar, el 42% por Lacalle Pou – Argimón y el 6% en blanco o anulado. En tanto, en el interior del país, el oficilismo alcanzaría el 37%, la oposición el 58%, y el 5% votaría en blanco o anulado.

 

Por edades

En la intensión de votos respecto al rango etario “hay un quiebre en las dos puntas”, subrayó el director de Factum y detalló que el voto a la fórmula Martínez – Villar desciende a medida que aumenta la edad: entre los más jóvenes (18 a 32 años) alcanza el 51%; entre los de 33 y los 47 años el 42%, entre los 48 y los 60 años el 41%, y entre los mayores de 60 años el 39%. Mientras que Lacalle Pou – Argimón, la situación es la inversa: entre los 18 y los 32 años alcanza el 44%, entre 33 y 47 años el 50%, entre 48 y 60 años el 53%, y entre los mayores de 60 años el 57%. El voto en blanco o anulado representa el 5%, 8%, 6% y 4% en cada una de las franjas.

 

Clases sociales

De acuerdo a las clases sociales, la fórmula nacionalista obtiene mejores resultados en cada una de ellas: 52% en la clase alta y media alta, 50% en la clase media, 52% en la clase media baja y 50% en la clase baja. En tanto, la fórmula frenteamplista alcanza el 44% en la clase alta y media alta, 45% en la clase media, 43% en la clase media baja y 41% en la clase baja.

Escuchar el análisis

¿Ve algún error en este artículo? Coméntenos aquí

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más noticias